Chulilla

Dentro de los "Pueblos Blancos" de la serranía Valenciana, uno de los destacables es 
Chulilla


Chulilla se ordena y se aterraza entre el monte del castillo y el río Turia



Chulilla se sitúa en un territorio que está vertebrado por el río Turia, y él ha sido el que ha marcado toda su evolución histórica



El municipio de Chulilla presenta un entramado medieval, con calles estrechas, irregulares y empinadas



La Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de los Ángeles
construida en los siglos XVI y XVII. De estilo barroco, la Iglesia se construyó sobre la antigua mezquita de la población



En su interior se encuentran obras de alto valor, como una talla de madera policromada de una Virgen con Niño (s. XVI), y un lienzo de la Virgen del Castillo con Niño (s. XVII).



El origen musulmán está presente en sus calles estrechas



recoletas plazas, miradores y terrazas crean una estampa interesante para el visitante



Chulilla además presenta elementos de elevado valor patrimonial y cultural, que no hacen más que ensalzar la belleza de este pueblo de La Serranía



Chulilla se encuentra inmersa en un enclave natural de incalculable valor paisajístico



El emplazamiento de su núcleo urbano en las laderas de los montes del Castillo y la Muela y envuelto por la hoz que forma el río Turia supone el principal valor estético de Chulilla



El castillo se sitúa en lo alto del monte que corona el pueblo. El acceso a la fortaleza, parte de sur a norte desde las casas que existen tras la iglesia



Al comienzo de la balaustrada que sirve de camino de acceso al castillo se sitúa una torre albarrana



Traspasada la entrada y al nivel del suelo, llaman la atención dos alineaciones de muros más primitivos, probablemente islámicos



Siguiendo la muralla se llega al área noble del castillo, con una torre cuadrada y dos amplios ventanales sobre el río Turia



Desde este punto la panorámica es inmejorable, el barranco Falfiguera, el monte del Frailecico, la Muela, el Turia que sigue su curso hacia Valencia



La fortaleza no ha necesitado de la construcción de defensas a excepción del flanco oriental, pues la naturaleza escabrosa del terreno imposibilita el ataque por las otras zonas



Zonas por las que solo un buitre puede flanquear



La riqueza del su patrimonio natural convierte a Chulilla en un marco ideal para la práctica del senderismo



Desde las cuevas del sendero Peñeta podemos visionar el cañón del Turia, las paredes lisas de la Peña Mosen, y abajo en el fondo, el río Turia



El cañón que conforma el Turia aquí, es una combinación de parajes rocosos, hídricos y boscosos que hacen de Chulilla un paraíso natural



Otro sendero, muy cómodo de trayecto, por las hoces del cañón, es el que nos lleva al Charco Azul



Dependiendo de la época del año, cruzar el río es la mayor dificultad



El Charco Azul, remanso natural del Turia que impresiona por su amplitud así como por la tranquilidad de sus aguas



Un andamiaje instalado en la vertical de la roca nos permite andar sobre el azul de las aguas



Hay una serie de instalaciones realizadas a principios de siglo para aprovechar el agua, estas conducciones atraviesan el subsuelo del pueblo y llevan el agua hasta la central de luz que está a 4 kilómetros



Característica principal es el color, a pesar que el agua es totalmente transparente y apta para el baño



Chulilla cuenta con más de 360 vías de escalada y decenas de sectores, con vías comprendidas entre los 30 y 110 metros de altura



Municipio que asegura una climatología que permite la práctica de la escalada durante todo el año



Cueva del Gollisno.
Esta cueva recoge las aguas de “la Punta” y en las épocas de lluvia cae por ella una impresionante cascada, antiguamente, los pastores recogían aquí el ganado



Comillas

Iglesia Parroquial de S. Cristóbal
Esta iglesia, fue construida por los propios habitantes de Comillas, quienes reservaron, durante los años que duraron las obras, un día a la semana para trabajar. También su coste fue compartido por todo el pueblo.


Corro de San Pedro
En el lenguaje de la Cantabria montañesa, los corros eran lugares donde se realizaba el paseo, los bailes domingueros y donde se practicaban juegos como el de los bolos


Plaza de Luis López
Donde destacan un conjunto de casonas del siglo XVIII, viviendas con grandes escudos en las fachadas, características de la arquitectura noble en este medio rural


C/ Sánchez de Movellan
Una de las típicas calles céntricas del casco viejo. Donde dar un tranquilo paseo es una gozada


Plaza Rúiz de la Rabia
Trasera de la Parroquia de S. Cristobal donde se aprecia la piedra de mampostería con sillería en los contrafuertes, en los esquínales y en los cercos de los vanos


Victoriano Pérez de la Riva
Como no solo de "piedras" se alimenta el espíritu, múltiples tabernas invitan con sus olores a dar solaz al estómago


Plaza de Joaquín del Piélago
Fuente de los tres caños. Levantada en agradecimiento a D. Joaquín del Piélago, hijo político del primer marques de Comillas, por su aportación para las obras de llegada del agua a la localidad


Plaza Diego Ibáñez de la Madrid
Agradables rincones, inundan la retina de belleza


Plaza de la constitución
Antiguo ayuntamiento construido en el siglo XVIII sobre las ruinas de la ermita de S. Juan y antiguo Hospital de peregrinos


El Capricho de Gaudí

Edificio modernista de finales del siglo XIX, construido como residencia de verano. Las fachadas muestran la alternancia de franjas horizontales de ladrillo visto y frisos de cerámicas con los motivos vegetales de la flor y la hoja de girasol



Torreón de El Capricho de Gaudí
Tanto encima del porche como en la parte superior de la torre hay una barandilla circular de hierro con montantes que adoptan la forma de latigazo y tiene una decoración de hojas de parra


Fachadas  y balcones


los balcones de hierro, que cuentan con unos bancos de listones de madera y un baldaquino, también de hierro


Ventanales



las ventanas de guillotina, que al abrirse o cerrarse, suenan con tonos diversos, gracias unos contrapesos.





Barrio de Sobrellano
Conjunto de Palacio y edificios de gran interés