Benidorm

Benidorm, municipio de la provincia de Alicante, en plena costa mediterránea que le da una luz mágica y maravillosa, y protegido por las Sierras de Aitana y Gelada que le proporcionan  un muy agradable microclima durante todo el año



Llamado “la pequeña manzana española”, cuenta en la actualidad con más de 300 edificios que superan las 15 plantas. Como curiosidad, es la ciudad con más rascacielos por habitante del mundo



Benidorm es una ciudad abierta, cosmopolita, de playas exquisitas y con vida las 24 horas del día



El Casco Antiguo es el núcleo originario de Benidorm. Aquí se centraba la vida en sus orígenes como pueblo pesquero. Divide las dos playas principales con un acantilado natural de piedras, conocido como Punta Canfali, y es donde se encontraba el castillo del s. XIV



Mirador de la Punta Canfali, el Balcón del Mediterráneo con una balaustrada característica, es única y uno de los símbolos de la ciudad



Quedando ahora una amplia plaza que acoge en verano a artistas y feriantes artesanos, y que se llena de música y turistas



El mirador tiene dos partes, una parte alta con bancos y zonas de descanso ...



... Y otra que baja unos escalones con bastante pendiente, y que ofrece unas vistas más cercanas al mar, con el Geiser en primer plano



En la actualidad, este Geiser, si funciona, lo hace muy poco. Se detectó que el agua ayudaba a erosionar elementos de la zona, tales como la balaustrada, las edificaciones de la zona y las rocas que conforman la Punta Canfali, por lo que, si lo ves en funcionamiento serás afortunado



Lugar preferente para mirar el pequeño islote que está situado en frente de la ciudad, que forma parte del Parque Natural Marino-Terrestre de Sierra Gelada. Es la famosa Isla de Benidorm, también llamada Isla de los Periodistas



Iglesia de San Jaime y Santa Ana, una de las más bonitas de la ciudad y cuya cúpula azulada es un símbolo muy fotografiado de Benidorm



De estilo neoclásico con fachada blanca y molduras y cornisas pintadas en ocre, del s. XVIII construida cuando se encontró la talla de la Virgen del Sufragio en una barca a la deriva



Benidorm cuenta con una gran infraestructura turística, que oferta a todo tipo de cliente. Familiar, grupos de amigos, personas mayores y a extranjeros venidos desde todo el planeta



Sus rascacielos forman parte de su esencia y su urbanismo ha hecho que su "skyline" sea conocido en todo el mundo



No se puede dejar de mirar hacia arriba, un aspecto que llama la atención de los visitantes por su atrevimiento



Construcciones que consumen más cielo que suelo, más vertical que horizontal



Para tener la máxima cantidad de gente cerca de las playas



Puerto deportivo, ubicado en el lugar donde los pescadores amarraban la flota pesquera



Playas de arena fina y dorada, con aguas trasparentes y palmeras que les dan un aspecto muy atractivo



Cala del Mal Pas, entre las playas de Poniente y Levante es la playa más urbana, situada a los pies de la Punta y junto al puerto deportivo



Playa de Levante, la más internacionalmente conocida por ser la más cosmopolita, bulliciosa y animada con sus más de 2 km. de paseo



Playa de Poniente, con más de 3 km. de longitud, tranquila de ambiente más local y familiar, con áreas de juegos lúdicos y deportivos


Benabarre

Benabarre, capital de la Ribagorza Oriental, comarca oscense que mantiene un gran gancho y fuerza visual, que se traduce en la presencia hoy en día de numerosos atractivos patrimoniales de gran interés



Parapetado en un cerro sobre el río Guart, se halla el imponente castillo de Benabarre. Bajo sus sombras, se extiende la capital del viejo condado, un laberinto de pasadizos, porches y callejas de fascinante sabor medieval



Benabarre casi toca con la mano el Pirineo, bebe su agua y atisba sus cumbres, atesora entre sus piedras milenarias el ímpetu de una villa de mercado, comercio y señorío



Plaza Mayor con el ayuntamiento y su galería de arcos. En torno a esta plaza se organiza todos los viernes del año un mercado, tradición que se remonta a la Edad Media



Junto a esta plaza, se conservan unos porches de origen medieval, denominados de Vergara



Conformando un casco viejo lleno de bellos rincones



Por los que un tranquilo paseo te llevará de tiendas donde disfrutar de los productos artesanos que marcan la diferencia



Calle Mayor, es una de las principales del Benabarre medieval. Se ubica entre la plaza Mayor y la plaza de la Iglesia. Durante los siglos XV-XVII se prolongó hasta los aledaños del antiguo convento de San Agustín, marcando los límites del crecimiento urbano



Calle del Arco, esta calle presenta elementos que ponen de manifiesto el pasado musulmán de Benabarre, basta observar su trazado y ubicación



Un urbanismo que fue asimilado por el mundo medieval cristiano



Las casas se comunican por soportales que crean un ambiente protegido. Hornacina Nuestra Señora del Rosario
"El Obispo Gregorio concede el perdón a quien por 40 días rece el Ave María a esta imagen"



Callejón del Virrey Escala, conocido como callejón de "La Mala Freixura"



Su interés arquitectónico es reconocido a principios de los años 70 en diversas publicaciones de ámbito nacional



Calle Zurita, cronista oficial del reino de Aragón durante el s. XVI, redactó "Los Anales de la Corona de Aragón". En uno de los extremos de esta calle se ubica la casa de los Cambra, con su escudo de armas en la fachada




Iglesia de Valdeflores de estilo neoclásico, destaca por sus grandes proporciones, ha aprovechado sillares del antiguo templo gótico del castillo, en su interior se ubica el Museo Parroquial con valiosas obras de arte sacro



Callejear es sentir el roce de los siglos en sus callejuelas intrincadas que siempre conducen por empinadas rampas al castillo



Los orígenes del castillo se remontan a finales del s. X. En esa época la zona de Benabarre estaba bajo dominio musulmán. El antiguo lugar fortificado llamado Ibn Awar fue conquistado por el rey aragonés Ramiro I a finales del 1062



El Castillo de Benabarre, pasó a ser residencia condal y su iglesia románica se transformó en un imponente templo gótico



La portada s. XIV, ejemplo de lo que suponía una puerta en la edad media, tránsito a lo sagrado bajo protección de los 4 evangelistas



En el último cuarto del siglo XIX los restos de la iglesia gótica fueron adaptados como pabellón militar dotándola de dos pisos y trasladando el arco del coro al piso superior



Arco apuntado de edificaciones en torno a la iglesia románica, excavaciones y estado de conservación de la pintura mural de la bóveda gótica



La Guerra de Sucesión Española, la Guerra de la Independencia y las Guerras Carlistas convirtieron al castillo en ruinas



En el s. XIX se transformó en un fuerte fusilero, los muros se estrechan y se elevan, para adaptarlos al armamento ligero que se usaba entonces



Se puede decir que el castillo de Benabarre es un auténtico archivo en piedra que permite arrojar luz sobre la historia de la zona



A principios de los 90, se realizaron diversas intervenciones en el Castillo a través de campos de trabajo, y se reconstruyeron torres y muros con profesionales



Pozo de Hielo, hasta finales del s. XIX la única manera de poder disfrutar de los beneficios del hielo eran estos pozos donde se apisonaba la nieve



De forma cilíndrica y más de 10 m. de altura, encastrado en el suelo y forrado de piedra sillar que almacena y guarda muy bien la temperatura ayudando a mantener el hielo en verano



Pozo medieval, cuando no existía el agua corriente era muy importante tener un lugar de abastecimiento. Como se aseguraron con este pozo construido en el s. XIII



El depósito. Un vano abierto en el muro exterior permitía acceder a los aprox. 36.000 litros de agua protegida bajo la prolongación de la bóveda



Lavadero municipal, lugar de encuentro social para las mujeres ya que en épocas pasadas no estaba bien visto las reuniones ociosas, donde confidencias, chismes y cánticos surgían a la vez que lavaban la ropa 



Ermita de San Medardo del s. XVIII reproduciendo un edificio anterior de fecha desconocida, con una curiosa forma octogonal herencia de los antiguos templos paleocristianos y bizantinos



"Un buey que, cuando le quitaban el yugo y lo dejaban suelto después de trabajar, se llegaba al valle a escarbar en un lugar concreto hallando una arqueta de madera que contenía los restos de San Medardo y en el lugar del encuentro apareció un hermoso manantial"



Dicho manantial se conserva dentro de la ermita y su caudal sale al exterior por las bocas de dos cabezas de buey de bronce